jueves, 4 de febrero de 2010

Efectivo Inversiones Temporales Concepto

Inversiones Temporales

Generalmente las inversiones temporales consisten en documentos a corto plazo (certificados de deposito, bonos tesorería y documentos negociables), valores negociables de deuda (bonos del gobierno y de compañías) y valores negociables de capital (acciones preferentes y comunes), adquiridos con efectivo que no se necesita de inmediato para las operaciones. Estas inversiones se pueden mantener temporalmente, en vez de tener el efectivo, y se pueden convertir rápidamente en efectivo cuando las necesidades financieras del momento hagan deseable esa conversión. Las inversiones temporales deben ser:

Negociables o realizables rápidamente.

Destinadas a convertirse en efectivo cuando se necesite, en el termino de un año o de un ciclo de operaciones, el que sea mas largo.

El que sean negociables rápidamente quiere decir que el valor se puede vender con facilidad. Por ejemplo, si unas acciones se mantienen muy restringidas (no se negocian públicamente) es posible que no tengan mercado o que lo tengan muy limitado y en tal caso puede ser mas apropiado clasificar los valores como inversiones a largo plazo. Intentar convertirlos es un principio muy difícil en la práctica. Por lo general, la intención de convertirlos se justifica cuando el efectivo invertido se considera fondo de contingencia para usar cuando sea necesario o cuando se trata de una inversión hecha con efectivo temporalmente ocioso debido al ritmo del negocio. Cuando se clasifican las inversiones la intención de la gerencia se debe apoyar con las evidencias pertinentes, como la historia de las actividades de inversión de la compañía, acontecimientos posteriores a la fecha del estado de situación financiera, así como la naturaleza y el propósito de la inversión.

3. Valores Negociables

Hace algunos años existía una gran diversidad en las prácticas contables relacionadas con el valor en los libros de las inversiones temporales. Algunas llevaban al costo los valores negociables, otras al valor del mercado, algunas al más bajo de los dos anteriores y otras usaban más de uno de estos métodos para las diferentes clases de valores. Este problema de diversidad en las prácticas contables, acentuado por las fuertes fluctuaciones de la bolsa de valores a mediados de la década de los setentas, fue abordado por FASB y parcialmente resuelto con el Statment Of Financial Accouting Standards No 12. “Accountig for Certain Marketable Securities” (Contabilización de ciertos valores negociables) los “ciertos valores negociables” a que se hace referencia, son valores negociables de renta variable.

Los valores negociables son “cualquier instrumento que represente acciones de propiedad (por ejemplo, acciones comunes, preferentes y otros valores de capital) o los derechos a adquirir (por ejemplo, las opciones de venta) acciones de una empresa a precios fijos o determinables.” Las acciones de tesorería, las acciones preferentes redimibles y los bonos convertibles se excluyen de la definición de valores de especulación o negociables. El término “negociables” significa valores de especulación con un mercado amplio. Las acciones restringidas o de “mercado débil” no califican.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada